lunes, 11 de diciembre de 2017

Este país, otro paso en el homicidio.

La cosa viene de lejos. Supongo que de los sesenta. Aunque yo lo encontré en los 70 del siglo pasado, y se incorporó a mi lenguaje, de tal forma, que lo dije en una intervención desde el reloj en la Facultad. Y Curro me echó una bronca, que fue el hacerme caer en la cuenta de hasta que punto se había borrado el nombre de España de nuestro vocabulario.
Salvo para fandangos y alegrías, como en la canción imitadora de la italiana de la Guerra Civil, y la propaganda en el extranjero, "España es diferente", España se había ido totalmente del vocabulario.
Tony Leblanc había dado las últimas boqueadas con "Cántame un pasodoble español".
Pudo pensarse que esta reducción era para bien, después del hartazgo de "españolear" que  habían dado folkcloricos y folkcloricas y el servicio de Propaganda del Movimiento. Pero la reacción fue tan sostenida que no puede pensarse que fuese espontánea. A partir de los sesenta España pasó a llamarse "Este país" en el lenguaje de todo progre que se preciase, es decir, de casi todo el mundo.
Podemos perdonar a mucho progre de los sesenta, al fín y al cabo ahora constituyen lo mas granado de la tardía y estéril reacción españolista, pero no podemos perdonar la contumacia en el error que aqueja a tantos.
Antes de su ruina pudo pensarse que "este país" era una imposición del ahora decadente diario "El país" que se quedaba así con la patente de todo lo que se pudiese decir correctamente entre nosotros. Pero yo creo que no, es mas bien la prueba de un desapego y un abandono. Es también indudablemente un síntoma de imbecilidad.
"Este país" siempre se decía para criticar. En "este país" no se puede pisar el césped, no como en Inglaterra, clamaba el bobo poco versado en condiciones  climatológicas. Incluso mi abuelo, que era progre pero no tonto, me aseveraba que en Inglaterra la leche era muy barata no como en "este país". Tuve que ir ya con catorce años para ver lo cara que era en cambio la fruta y que eso también tenía que ver con circunstancias no atribuibles ni a Franco ni a "este país."
Por supuesto los separatas endurecieron la prohibición del nombre de España, usando otros términos. Pero eso es otra entrada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario